Desconocidos matan a seis personas dentro de una vivienda

   

25 de julio de 2006

San Salvador - Un grupo de desconocidos mató hoy a tiros a seis personas en una vivienda en el municipio de Jayaque, en el centro de El Salvador, informaron fuentes policiales.

Un agente de la delegación de la Policía Nacional Civil (PNC) de Jayaque dijo a Efe que el hecho ocurrió hacia la 01.00 hora local (07.00 GMT) en una humilde vivienda ubicada en la colonia Llano Verde II, en el cantón Las Flores, del departamento de La Libertad.

Según las informaciones, las víctimas son tres parejas que vivían en la misma casa junto a seis menores de edad, hijos de los fallecidos y quienes resultaron ilesos en el ataque.

Las parejas han sido identificadas como Angela Cristina Guillén, de 24 años, y Geovany Campos, de 17 años; Yolanda Regina Guzmán, de 27 años, y Oscar Geovany Magaña, de 25 años; así como Maritza Benemérita Maravilla, de 27 años, y su pareja solamente identificado como Nelson, ya que no portaba documentos.

La familiar de una de las víctimas afirmó entre el llanto, en declaraciones transmitidas por la televisión local, que "lo único que sé es que a ellos les tenían mucha envidia" y descartó que los asesinados hayan recibido amenazas previas.

Por su parte, el subdirector de Investigaciones de la PNC, Héctor Mendoza Cordero, dijo a periodistas que se descarta el robo como motivo del hecho, ya que hay "una clara evidencia de querer llegar a matarlos, aquí el objetivo era eso: matarlos".

Una fuente de la PNC informó de que se han capturado a cinco sujetos, supuestos miembros de la pandilla Mara Salvatrucha, como parte de las investigaciones para determinar si están involucrados en la matanza.

Por su parte, el viceministro salvadoreño de Seguridad Ciudadana, Astor Escalante, dijo en una rueda de prensa que éstos "son hechos de terror".

Agregó que se pidió a la PNC que intensifique las investigaciones sobre la matanza, así como del incendio de un autobús del transporte colectivo ocurrido el lunes y donde resultaron con quemaduras cuatro personas.

Las autoridades han indicado que se realizan las respectivas investigaciones para establecer los motivos del múltiple asesinato, que se convierte en el tercer hecho de esta naturaleza en el año.

El 2 de junio pasado, tres menores de edad y una mujer embarazada fueron asesinados a tiros por supuestos pandilleros cuando instalaban una venta de pupusas (comida típica) en una zona industrial, ubicada al sur de San Salvador.

También, el 18 de mayo pasado un grupo de sujetos mató a tiros a una pareja y sus tres hijos en el cantón Pinalito, del departamento occidental de Santa Ana.

En El Salvador se registran un promedio de diez homicidios diarios, una de las tasas de violencia más alta de América Latina. EFE