"Helene" se fortalece y "Gordon" mantiene su intensidad

   
18 de septiembre de 2006

Miami (EEUU) - El huracán "Helene" se transformó hoy en huracán de categoría tres, con vientos de 195 kilómetros por hora, mientras "Gordon" sigue como ciclón de categoría uno, informó el Centro Nacional de Huracanes (CNH) de EEUU.

Hasta dentro de 48 horas no se sabrá si "Helene" representa un peligro verdadero para las costas de EEUU, dijo un meteorólogo del CNH, con sede en Miami.

"Helene" aumentó sus vientos máximos sostenidos a 195 kilómetros por hora, que lo clasifica como un huracán de categoría tres en la escala Saffir-Simpson y se pronostica "algún fortalecimiento adicional", informó el CNH.

El centro del sistema está localizado cerca de la latitud 22,3 grados norte y de la longitud 49,6 grados oeste, a unos 1.480 kilómetros al nordeste de las islas Sotavento del norte y a unos 1.865 kilómetros al sureste de Bermuda.

"Helene" de desplaza en dirección norte-noroeste a unos 11 kilómetros por hora y se espera que siga esta trayectoria en las próximas 24 horas.

Mientras, el ciclón "Gordon", que por ahora no amenaza zonas pobladas, mantiene su intensidad de huracán menor, con vientos máximos sostenidos de 130 kilómetros por hora, y los meteorólogos esperan pocos cambios en las próximas 24 horas.

El vórtice del sistema estaba localizado cerca de la latitud 36,5 grados norte y de la longitud 49,6 grados oeste, a unos 2.000 kilómetros al oeste de las Azores.

"Gordon" de desplaza hacia el nordeste a unos 32 kilómetros por hora y se espera un giro en dirección este-nordeste a las próximas 24 horas.

En lo que va de temporada, que comenzó el 1 de junio y finalizará el 30 de noviembre, se han formado cuatro huracanes, "Ernesto", "Florence", "Gordon" y "Helene", seis menos que en el mismo período de la temporada pasada, que quedó en los anales de la meteorología como la más intensa y destructiva registrada.

El meteorólogo estadounidense William Gray, conocido como el "gurú" de los huracanes, vaticinó en su último pronóstico de septiembre que la actual temporada de huracanes será menos intensa de lo previsto en mayo pasado. EFE