Sociedad civil exige buen
uso de fondos de la pobreza

   

28 de septiembre de 2006

Tegucigalpa - Representantes de la sociedad civil de Honduras pidieron hoy a la comunidad internacional que le exija al Gobierno de este país un buen uso de los recursos destinados a la reducción de la pobreza.


En una rueda de prensa, el sector de la sociedad civil del Consejo Consultivo de la Estrategia de Reducción de la Pobreza (ERP) indicó que los recursos para ese objetivo están siendo orientados para otros proyectos del Gobierno que preside Manuel Zelaya, quien asumió el 27 de enero pasado.

Eduardo Facussé, representante del sector privado en la ERP, dijo a Acan-Efe que no es posible que los recursos que se deben destinar a reducir la pobreza, se gasten en subsidios de combustibles o pagos de salarios y prestaciones, que deben salir de otras partidas.

Añadió que el llamamiento a la comunidad internacional, que el año pasado condonó más de la mitad de la deuda exterior de Honduras, que a mayo de 2005 superaba los 5.000 millones de dólares, es para que le exija al Gobierno que los recursos que ya no se pagarán por deuda, "se deben invertir en los pobres".

En un documento entregado a la prensa, la sociedad civil subraya que los recursos que deben ser para reducir la pobreza se invierten en costear la construcción de tramos carreteros, de un canal seco y
cumplir con promesas electorales del actual presidente de Honduras, hasta el pago de prestaciones laborales a empleados públicos.

Las acciones del Gobierno "se orientan a paralizar el proceso de la ERP, en lugar de procurar su agilización e impacto", añade el documento.

Entre otras cosas, los representantes de la sociedad civil señalaron que de los 4.021 millones de lempiras (unos 212,7 millones de dólares) que se debieron asignar para la ERP en 2007, solamente se han presupuestado 2.735 millones de lempiras (144,7 millones de dólares).

Además, esa decisión "no ha podido ser explicada de manera convincente por parte de la Secretaría de Finanzas".

Durante una gira que el presidente hondureño hizo hoy por el departamento occidental de Lempira, dijo que su gobierno cumplirá con la distribución de los recursos para la ERP a través de las alcaldías municipales.

Pero hay sectores, agregó, como el opositor Partido Nacional, que quisieran que se les extendiera "cheques en blanco" que después utilizarían en "activismo político".

Zelaya subrayó que hay reglas que cumplir ante la comunidad internacional, y que de no hacerlo se corre el riesgo de que se suspenda la ayuda exterior para reducir la pobreza, flagelo que afecta al 80 por ciento de los hondureños, según fuentes públicas y privadas.

 
Enviar
Imprimir
Comentar


 

 
Todos los derechos reservados PROCESO.HN ® Copyright 2005