03 de Octubre de 2006
  • Califica a los presidentes Hugo Chávez y Evo Morales como los máximos representantes de la izquierda torpe y desfasada

Tegucigalpa - El ex presidente salvadoreño Armando Calderón Sol no se anda con rodeos. Piensa que un virtual triunfo del sandinista Daniel Ortega en Nicaragua sería una amenaza seria a la democracia en la región.

Tampoco se ahorra críticas contra los ex presidentes Hugo Chávez de Venezuela; Evo Morales de Bolivia a quienes califica como los máximos representantes de la “izquierda torpe y desfasada” del continente.

El ex mandatario y actual presidente de la Unión de Partidos Latinoamericanos (UPLA) habló en exclusiva con el equipo de Proceso Digital sobre el avance de la democracia en Honduras y la región y su visión del izquierdismo latinoamericano.

¿Cómo analiza la democracia en Centroamérica?

El ambiente político en toda América Latina está cambiando, usted ve que hay nuevos desafíos y nuevas amenazas y en ese sentido creo que en democracias mas consolidadas como Honduras, que es un ejemplo con partidos que tienen más de cien años, es un paradigma a seguir en toda América Latina; el hecho que se consoliden los procesos democráticos creo que ese es el gran reto que tenemos en América Latina.

Pero también hay amenazas muy serias: el populismo, la aberrante demagogia de sectores políticos que se aprovechan de la situación de pobreza y de la creación de esperanza de los pueblos y en ese sentido, creo que la incipiente democracia y los procesos ponen en peligro, aunque gracias a la libertad de expresión, la libertad de prensa, al sector de los medios de comunicación y al debate permanente de las ideas, los pueblos han ido madurando, también adquiriendo mayor capacidad de análisis política y esos nos llena de satisfacción porque esa contribución hace que nuestros pueblos maduren y tengan una visión de análisis.

Armando Calderón Sol.

Muchos critican que la democracia ha quedado en deuda con los pueblos de la región ¿Qué opina?

Yo creo que la democracia ha llenado las expectativas, algunos sectores no, porque siempre sueñan los autoritarios con que es mejor la acción unitaria del mando y que no debe haber un debate plural de las ideas y de la libertad, pero son sectores totalmente minoritarios.

Yo diría que la democracia se está consolidando, la democracia pone al descubierto muchos temas que en el proceso autoritario no se ponen, es por eso que a veces las sociedades dicen que la democracia se está autodestruyendo por el debate mismo, pero ese es temor; yo creo que mal haríamos en esconder temas, creo que al contrario hay que enfrentar los problemas e ir al meollo de los problemas. En ese sentido, creo que la democracia ha avanzado muchísimo y América es una nueva América Latina en donde hay aires de libertad en la mayoría de los países.


¿Si la democracia ha sido tan efectiva, por qué se ha profundizado la pobreza en la mayoría de los países?

No se ha profundizado, si usted ve ese es el discurso político, pero si vamos a los indicadores sociales y vamos a los indicadores del PNUD y Naciones Unidas y vemos como hemos restado a la pobreza y le hemos ganando terreno, usted ve que es lo contrario.

Pero ese es el discurso de los políticos que lo transforman, porque es más fácil hablar de la pobreza, redefinir y decir que la pobreza que va para arriba, eso se puede decir y es un discurso fácil, pero si usted lo ve en términos de años y décadas usted ve que la pobreza se ha ido reduciendo y hemos ido caminando.

Si es cierto que hay una brecha entre ricos y pobres que se ha agrandado, que hay diferencias, pero ese tipo de diferencia son las que debemos discutir en los planes de gobierno, al ponerlas y ver como podemos disminuir esas grandes diferencias.

¿Cómo analiza la derrota de la izquierda en México? ¿Cree que ese sea el fin del avance de la izquierda en Latinoamérica?

Mire usted ve que ya no son las izquierdas ni las derechas, la verdad que esos términos acuñados se están quedando atrás ante las realidades y necesidades de los pueblos. Ahora es la productividad, ahora es el buscar cada pueblo sus ventajas competitivas en este mundo que cada día es más global que demanda mas competencia.

Usted ve países como la China que se dicen son izquierda, pero es el país más captador de inversión privada donde se están creando monstruos de empresas y la India igual. Estos son los dos países en el mundo que están punteando con tasas de crecimiento y usted ve que el Partido Comunista chino está cobrando en las universidades por el servicio de la educación.

Daniel Ortega.

Entonces hablar de izquierdas y derechas está quedando atrás, ahora hay mas realidades, las realidades del pobre, del individuo, no son ni de derechas ni de izquierda, la necesidad es una.

En ese sentido, usted lo ve en América Latina, usted tiene un gobierno de izquierda en Chile, Uruguay y Brasil, que se dicen de izquierda, pero la verdad que tiene un pragmatismo y son países que están trabajando y fomentando la inversión; entonces es una izquierda inteligente, así como hay una derecha inteligente.

El que llega al poder se centra en encontrar mejores oportunidades para los ciudadanos, esos son los verdaderos gobiernos que se están implementando en América Latina y yo diría que ese debate de izquierdas y derechas está quedando atrás.

¿Cuál es su opinión de líderes como Hugo Chávez, Evo Morales y Daniel Ortega?

Esa es la extrema izquierda que ya está desfasada y está fuera de control, esta es la izquierda torpe, diría yo; la izquierda que trae miseria y pobreza a los pueblos, la demagogia.

Usted ve el crecimiento de la pobreza en Venezuela a pesar de los millones y millones que genera el petróleo, es un pueblo que cada día va más pobre.

Usted ve la tragedia de Bolivia, un pueblo que cada día está en problemas muy serios en este momento, son gente que no tiene esa visión, yo creo que esos son los temas que se pueden discutir y debemos de ver.

Hay una izquierda, diría yo, con visión y una izquierda cerrada, ortodoxa, demagógica, populista que es la que está trayendo hambre y miseria en América Latina.

¿Cómo ve un eventual triunfo de Daniel Ortega en Nicaragua? ¿Cree que sea un peligro para la región?

Fue un peligro, Daniel Ortega fue una mala palabra y tenemos el testimonio que causó una tragedia en Centroamérica, él fue un peón en la guerra fría, él causó dolor, muerte, tragedia y agresión a toda Centroamérica.

Mi país, El Salvador, fue agredido y fue fomentada la subversión a través de Nicaragua y ese es un hecho que no lo puede negar Daniel Ortega y fue un sirviente de Fidel Castro, que ya está más del otro lado que de esté y por eso pasa muy calladito.

Hugo Chávez hace más bulla porque tiene dinero y está despilfarrando el dinero del petróleo. Vuelvo y repito, Daniel Ortega causó mucho problema y mucho dolor en Centroamérica, si ha madurado no sé y no lo conozco, porque un tipo puede cambiar y no sé si él tiene otra visión

¿Pero realmente sigue siendo una amenaza para la región?

Bueno, si actuara como en el pasado sería una amenaza, sería una total y una absoluta amenaza. En ese sentido, espero que haya madurado y haya aprendido Daniel Ortega y que sea realista y que con los cambios que ha visto se dé cuenta que hay otro mundo y otra realidad, pero no le podría opinar a profundidad porque no he visto su programa de gobierno y el planteamiento que ha hecho en esta campaña, pero si las muestras del pasado si le puedo decir que son un desastre, y que llevó a Nicaragua al caos, al desastre y la miseria.